Martes, 31 Octubre 2017 00:00 Publicado en Blog

La nueva Ley de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo, aprobada el 24 de octubre incluye incentivos y medidas de fomento y promoción del Trabajo Autónomo. En este artículo hacemos un resumen con las 20 medidas más importantes, que a continuación os exponemos:

1.Se han reducido los recargos por ingreso fuera de plazo a la Seguridad Social. Recargo del 10% de la deuda si se abona dentro del primer mes natural siguiente al vencimiento del plazo. Recargo del 20% si se abona a partir del segundo mes natural siguiente al vencimiento del plazo.

2.Supuestos de pluriactividad: La Tesorería General de la Seguridad Social procederá a reintegrar el 50% del exceso de cotizaciones por las cuotas ingresadas por contingencias comunes, antes del 1 de mayo del ejercicio siguiente.

3.Extensión de la cuota reducida para autónomos (tarifa plana) hasta los 12 meses: Se podrán acoger los autónomos que causen el alta inicial, que no hubieran estado de alta en los dos últimos años inmediatamente anteriores, o tres años si en su anterior período en de alta en RETA ya hubiesen disfrutado de esta reducción de cuota. Con posterioridad a estos 12 meses tendrán bonificaciones y reducciones que irán del 30% al 50%.

4.Las personas con discapacidad, víctimas de violencia de género o víctimas de terrorismo podrán acogerse a las mismas bonificaciones del apartado a. Una vez finalizado el periodo de 12 meses, podrán aplicarse una bonificación del 50% sobre la cuota de contingencias comunes incluida la incapacidad temporal y calculada sobre la base mínima de cotización en cada momento, durante un período de 48 meses hasta completar un máximo de 5 años desde la fechad e alta.

5.Se ha aprobado una bonificación de 12 meses del 100% de la cuota de autónomos por contingencias comunes por conciliación de la vida profesional y familiar vinculada a la contratación.

6.Se ha aprobado una bonificación durante el descanso por maternidad, paternidad, adopción, guarda con fines de adopción, riesgo durante el embarazo o riesgo durante la lactancia natural de un 100 % de la cuota de autónomos. Esta medida sólo se podrá aplicar si el periodo en cuestión tiene una duración de al menos un mes.

7.Se ha establecido una tarifa plana de 50 € durante 12 meses, para las trabajadoras autónomas que se reincorporen, habiendo cesado su actividad por maternidad, paternidad, adopción, guarda con fines de adopción, riesgo durante el embarazo o riesgo durante la lactancia natural, en un periodo máximo de 2 años desde la fecha del cese.

8.Las organizaciones de autónomos más importantes y representativas pasan a considerarse de “utilidad pública”.

9.Deducibilidad en el Impuesto sobre la Renta de las personas Físicas de los gastos de suministros de la vivienda parcialmente afecta a la actividad económica y de los gastos de manutención incurridos en el desarrollo de la actividad. Dentro de estos gastos deducibles, se han incluido las primas de seguro de enfermedad propia, de su cónyuge y de sus hijos menores de 25 años que convivan en el domicilio familiar hasta un máximo de 500€ por persona.

10.Se ha corregido la base mínima de cotización para los autónomos societarios y aquellos con un número de trabajadores igual o superior a 10, vinculándola a lo determinado en los Presupuestos Generales del Estado de cada ejercicio.

11.Para mejorar la oferta formativa de los trabajadores autónomos, las organizaciones más representativas de éstos, participarán en la detección de necesidades, diseño, programación y difusión de dicha oferta formativa.

12.Mejora de la participación de los trabajadores autónomos en programas de Prevención de Riesgos Laborales.

13.Se modifica la cobertura de las contingencia profesionales que ahora incluye las contingencias derivadas de accidentes de trabajo in itinere.

14.Bonificación por la contratación de familiares del trabajador autónomo;- La contratación indefinida de su cónyuge y parientes hasta el segundo grado inclusive, podrá dar lugar a una bonificación de la cuota empresarial por contingencias comunes del 100% en 12 meses.

15.La afiliación y hasta tres altas y bajas dentro de cada año natural, tendrán efectos desde el día en que se produzca la inclusión en RETA. El resto de altas y bajas coincidirán con el primer y último día del mes natural.

16.Los profesionales autónomos podrán cambiar hasta cuatro veces en el mismo año su base de cotización.

17.El subsidio por maternidad o paternidad será equivalente al 100% de la base reguladora.

18.La pensión de jubilación será compatible con el trabajo por cuenta propia, y podrá llegar al 100%.

19.Los trabajadores autónomos podrán contratar a sus hijos menores de 30 años que convivan con ellos o mayores que tengan dificultades para su inserción laboral.

20.Los Trabajadores Autónomos, Trabajadores del Mar por cuenta propia y Sistema Especial para Empleados de Hogar, deberán efectuar el pago de las cuotas mediante el sistema de domiciliación en cuenta.

 

Si necesitáis más información sobre cualquiera de las medidas de la nueva Ley, podéis poneros en contacto con nosotros a través del correo electrónico.

Jueves, 26 Octubre 2017 00:00 Publicado en Blog

En un artículo anterior, os indicábamos que la reducción del 20% de las cuotas por contingencias comunes a la Seguridad Social por la contratación de empleados de hogar, se había suspendido el 31 de julio de 2017, al no haberse aprobado la prórroga de la misma en los Presupuestos Generales del Estado del año 2017.

Esta medida se ha vuelto a reactivar con la aprobación del RDL 14/2017, de 6 de octubre del 1 de septiembre de 2017 al 31 de diciembre de 2018. En su disposición adicional primera, el Real Decreto aprueba de nuevo la reducción para las nuevas contrataciones y para las posteriores al 1 de enero de 2012

Si deseas más información sobre la contratación de las empleadas de hogar, puedes ponerte en contacto con nosotros a través de nuestra página web www.aolconsultores.es

Martes, 29 Agosto 2017 00:00 Publicado en Blog

Si deseas emprender una actividad profesional como autónomo o estás pensando en formar una sociedad pero tienes devengada prestación por desempleo, puedes optar a capitalizar el paro.

Existen dos tipos de capitalización:

  1. Como trabajador autónomo: Puedes solicitar la cantidad que justifiques como inversión para tu actividad por cuenta propia, incluyendo cargas tributarias y los gastos de puesta en funcionamiento, con el límite del 100% de la prestación pendiente de percibir.

Si no vas a obtener toda tu prestación en un solo pago, puedes solicitar simultáneamente el abono mensual del importe restante para el pago de tu cuota de Seguridad Social.

Puedes solicitar exclusivamente el abono mensual de toda la prestación pendiente de percibir para subvencionar tu cotización a la Seguridad Social.

  1. Socio de una mercantil: Si vas a realizar una actividad profesional como socio de una sociedad mercantil que sea de nueva creación o constituida en el plazo máximo de los doce meses anteriores, dado de alta en la Seguridad Social como trabajador por cuenta propia, puedes obtener hasta el 100 % del importe de la prestación pendiente de percibir para realizar una aportación al capital social de dicha sociedad, así como para hacer frente a los gastos de constitución y puesta en funcionamiento de la misma.

Si no vas a obtener toda tu prestación en un solo pago de esta forma, puedes solicitar simultáneamente el abono mensual del importe tu cotización a la Seguridad Social. También puedes solicitar todo el importe para el pago de la cuota de autónomos de seguridad social.

Los requisitos para que puedas acceder a esta ayuda son:

-          - Ser beneficiario de una prestación contributiva de desempleo y tener pendiente de recibir al menos 3 mensualidades.

-          - No haber capitalizado otra prestación en los últimos 4 años.

-          - Debes iniciar la actividad como máximo un mes de después de tener la resolución positiva que apruebe la capitalización. Aunque puedes comenzar tu actividad desde el día siguiente a la         solicitud.

-          - Presentar ante la entidad pagadora la documentación acreditativa del inicio de la actividad, y en su caso, las facturas que justifiquen el importe solicitado o la inversión en el capital social de la empresa.

Desde este enlace (aquí) puedes acceder a la documentación que debes presentar en tu oficina de empleo.

AOL Consultores Legales, estamos acreditamos como Punto de Asesoramiento al Emprendedor y por ello, a través del sistema CIRCE podemos crear tu empresa GRATIS o tramitar toda la documentación para tu alta como AUTÓNOMO también de forma gratuita. Contacta con nosotros si necesitas ayuda (pinchando aquí).

Jueves, 21 Julio 2016 00:00 Publicado en Blog

“Corren malos tiempos para los Derechos Laborales”, eso es lo que pensé hace unos días cuando leí un artículo lamarea.com en el cual se señalaba que una conocida cadena de supermercados incluía una cláusula que tenía por claro objetivo el amedrentar a los trabajadores a fin de que estos no reclamasen en el momento oportuno su indemnización por despido o cualquier otra que reclamase derechos.

 

La cláusula en cuestión venía a señalar que:

El incumplimiento de alguno de los términos del presente acuerdo por alguna de las partes, conllevará el abono en concepto de daños y perjuicios que se ocasiones o pudieran ocasionar por la cantidad de 3.000 €. Así pues, si la trabajadora, interpone algún tipo de acción judicial o extrajudicial en contra de la empresa o bien hace manifestaciones contrarias a la reputación de la empresa, bien por si misma o a través de terceros, tendrá que abonar la correspondiente indemnización por daños y perjuicios así como los gastos y perjuicios que se pudieran ocasionar a la empresa”.

 

Si esta noticia fuera cierta, y dicha cadena de supermercados estuviera incluyendo semejante cláusula estaríamos ante un gravísimo quebranto de los más elementales Derechos Laborales.

 

Esta penalización viene a responder, de acuerdo con el contrato de trabajo en una supuesta “Cláusula de especial confidencialidad”, que obviamente, es nula de pleno derecho.

 

Y es que el Estatuto de los Trabajadores establece en su artículo 3.5 que “Los trabajadores no podrán disponer válidamente, antes o después de su adquisición, de los derechos que tengan reconocidos por disposiciones legales de derecho necesario. Tampoco podrán disponer válidamente de los derechos reconocidos como indisponibles por convenio colectivo”.

 

¿Por qué nuestro ordenamiento jurídico limita en el ámbito laboral de esta forma la libertad de contratación que sí es permitida en el ámbito civil? La respuesta es sencilla, si bien en el ámbito civil se parte de la premisa –no siempre cierta- de una igualdad de partes, en las relaciones laborales, la realidad es que el trabajador es el eslabón más débil de la cadena, de ahí que el legislador, con el objeto de evitar –no siempre se consigue- abusos, prohíbe al trabajador disponer de sus derechos, y entre ellos, el Estatuto de los Trabajadores reconoce el de el “ejercicio individual de las acciones derivadas de su contrato de trabajo”.

 

La realidad es que si algún trabajador acudiera al Juzgado en reclamación de sus Derechos Laborales la empresa no podría, seguramente ni siquiera lo intentaría, reclamarle los 3.000 euros que se consignan en el contrato, pero la realidad es que con ello, lo que si consiguen, y seguro que en un gran número de ocasiones, es desalentar al trabajador ante el mero riesgo de la reclamación de la empresa.

 

Por ese motivo es fundamental el asesoramiento de un abogado o graduado social que pueda poner en valor nuestros Derechos Laborales, por eso, si tienes cualquier duda, consúltanos sin compromiso.